Seguidores

lunes, 21 de junio de 2010

¿QUÉ OPINÁIS?

Realmente, cuando me puse a escribir mi anterior entrada, a lo que quería llegar era a esto, a pulsar un poco vuestra opinión, no ya respecto a la situación en la que nos hallamos, a mi entender, sino a si pensabais que estamos aún a tiempo de revertirla.

En lo referente a la visión que tenemos del gran problema que para España ha supuesto el Estado de las Autonomías, al menos, en su configuración actual, he podido comprobar que, con leves matices, todos compartimos una percepción semejante. Bien está.

Pero la cuestión que quiero plantearos ahora es ¿hay solución? ¿Es irrevertible el proceso?

Nos encontramos en un punto, gobernados por una casta de ignorantes, prisioneros de unos reyezuelos ambiciosos, en los que da la sensación de que votar otra cosa que no sea PP debería tipificarse como delito. Es el único partido que puede desbancar del poder a los socialistas. Por lo tanto, es el único partido con posibilidades reales de dar un giro a la política española o, como comentábamos a raiz de mi anterior entrada, el único que le puede poner el cascabel al gato.

Pero yo no estoy muy seguro de que un cambio de color en nuestro Gobierno sea suficiente para deshacer todo lo que hasta ahora se ha hecho mal. El Estado de las Autonomías, este Estado de las Autonomías, también tiene en el PP a un importante valedor. El Partido Popular, como el PSOE, también ha tenido que ceder ante los reyezuelos para sacar adelante votaciones. El Partido Popular, como el PSOE, también tiene sus propios reyezuelos que, no siendo nacionalistas, acaban pidiendo practicamente lo mismo que si lo fueran, salvo la independencia, faltaría más.

Por otra parte, votar a otros partidos más firmes en la defensa de nuestra unidad nacional, pero mucho más pequeños y poco relevantes en el panorama político, se puede entender como "tirar el voto".

Por ello, ahí quedan mis cuestiones por si tenéis a bien darme vuestra opinión. Me interesa mucho.

¿Es el PP la solución?
¿De no ser así, significaría que no existe solución, dado que estamos abocados a ser gobernados por unos u otros?
¿Es tirar el voto dárselo a partidos más minoritarios?

Por último, y quizá la única esperanza que me queda a mí, personalmente, ¿es posible que, en un futuro, puedan converger en el tiempo dos direcciones socialistas y populares, de corte más centralista, que les llevara a hacer causa común, al menos, en las cuestiones de fondo que atañen a España? ¿Que les llevara a un proceso recentralizador de nuestro Sistema actual? ¿Que se pusieran de acuerdo para recortar las alas de determinadas Autonomías y dar marcha atrás en este proceso disgregador?

¿Qué opináis?

30 comentarios:

Soldado Vikingo dijo...

El PP es la otra cara de la moneda. Personalmente no tengo ninguna intención de votar a los populares, prefiero "tirar" el voto apoyando al Frente Nacional o al Movimiento Social Republicano que ser cómplice de pactos con PNV, Ciu o Ezquerra Republicana.

Maribeluca dijo...

abundo en el comentario anterior, la cosa está bastante verde, los ciudadanos tendremos que hacernos escuchar más y sacudirnos los complejos porque los nacionalistas no los tienen y gritan más fuerte, pero cada vez se habla más de ello..Esperanza Aguirre lo dijo con la boca pequeña sí y de pasada en una reciente entrevista, pero lo dijo, que habría que replantearse cambiar lo que no funciona o se ha demostrado inviable en esta cuestión...pero repito, la opinión no está madura, o al menos en los medios más que en la calle...

Maribeluca dijo...

en el comenario anterior mio, quería decir

Javier Tellagorri dijo...

Con los actuales partido no hay posibilidad de solución. Sí la habría si, por un pánico gordo en ellos, se vieran obligados a reformar la LEY ELECTORAL, de forma que quien obtiene, como el PNV, el 2% de losvotos nacionales, sean sólo ese 2% y no el equivalente a un 20% como sucede ahora, por causa de distritos electorales.

De amaneceres y luceros falangistas ya nos hartamos durante 40 años, así que ni agua a sus propulsores.

CARLOSCC dijo...

La única solución que veo es cambiar la Ley Electoral y que haya una segunda vuelta como en Francia.
Es la manera de evitar que un partido con muy pocos votos sea la clave para gobernar España, una Autonomía o un Ayuntamiento.
¿Quien le pone el cascabel al gato?.
Saludos.

Draco dijo...

En la Constitución hay instrumentos para disolverlas.

En cuanto a poder contar con unos socialistas decentes, ya te puedes ir olvidando: No tienes más que repasar la Historia.

Soldado Vikingo dijo...

Los amaneceres y los luceros fueron los que salvaron a España de los predecesores de la izquierda actual.
Pero bueno, si algunos no sabeis ni lo que quereis, ya que no os posicionais en ningún bando...

aspirante dijo...

PP y PSOE son parte del problema, no de la solución. Las autonomías les proveen de un gran número de puestos de trabajo para sus militantes, por lo que no tienen ningún interés.
Por otro lado el PP trata de imitar al Psoe en sus reivindicaciones casi nacionalistas. No aspiran a cambiar la situación.
Si no fuera por la crisis económica no me cabe la menor duda de que habría que buscar otras opciones políticas, pues sólo dándoles un susto de infarto podríamos variar su comportamiento.
Por lo demás, Mariano no es el líder con lo que hay que tener para movilizar a la sociedad en ese sentido.
Quizá Esperanza se plantase firmemente y aguantase los ataques que sufriría.
Es decepcionante, pero no encuentras a quién votar con total confianza.
Todos me repelen.

aspirante dijo...

La verdad es que necesitamos un partido liberal y republicano.

inisfree dijo...

Entendido, soldado. Doy por supuesto que consideras que, tal y como están las cosas, no hay muchas posibilidades de solucionar esta situación.

inisfree dijo...

Ahí está la madre del cordero. Que si en el PP no está madura la situación, ¿qué expectativas tenemos? A nivel de bases, en ese partido, dalo por seguro, lo que comentamos aquí es un sentir mayoritario.
¿Hay una desunión entre lo que los votantes quieren y lo que el Partido hace, quiere o puede hacer?

inisfree dijo...

Pesimista, por lo tanto, Tellagorri. Fíjate que yo veo más posible un cambio a medio plazo de la Ley Electoral, y sin embargo, no estoy seguro que ello devenga en la solución del problema autonómico.
Si hubiera voluntad en PP y PSOE, incluso con la Ley actual, se podrían dar los pasos adecuados.
Ello pasa, claro, porque se pongan de acuerdo en una serie de mínimos que fueran intocables. Mínimos que, en mi opinión, invalidarían los Estatutos existentes hoy en día, no sólo en las regiones nacionalistas.

inisfree dijo...

CarlosCC, sería un paso muy importante. El chantaje nacionalista perdería su sustento.
Pero vuelvo a lo mismo. Eso sería útil para no seguir por el mismo camino disgregador.
Pero, ¿y para dar marcha atrás? ¿Lo aprovecharían los grandes partidos nacionales?

inisfree dijo...

Sí, es otro punto a tener en cuenta, Draco. La Constitución articula el modo de poner coto a ciertos excesos nacionalistas. Pero pocas voces se han oido en favor de estas medidas, y con poco eco en sus propios partidos.
Y el miedo a decir las cosas que se piensan, es hijo, siempre, del cálculo electoral.

inisfree dijo...

Otro pesimista, aspirante. De acuerdo estoy contigo en lo que dices sobre el PP.
Acabamos en lo mismo. Si ni PSOE ni PP, entonces, no quedan muchas posibilidades reales de cambio.
Otras aventuras políticas existentes o por nacer, no tienen la capacidad de dar un vuelco a esto.
Las que hay, no tienen voluntad.

Y nosotros, clamamos en el desierto.

Draco dijo...

No es exactamente "desunión entre lo que los votantes quieren y lo que el Partido hace, quiere o puede hacer", es que les trae sin cuidado.

Yo les he votado siempre y estoy decepcionado con su deriva naZionalista.

Me estoy pensando el quedarme en casa la próxima vez, que es una opción tan válida como las demás ya que nuestros votos no sirven para nada. Así de claro.

inisfree dijo...

Soldado y Tellagorri, obviamente, estáis posicionados muy lejos políticamente. Aunque no es el tema de la entrada, por respeto, os doy mi pequeña y somera opinión sobre lo que comentáis.

Ambos bandos de nuestra Guerra Civil, adolecían de cierto respeto por las libertades individuales. Eso se lo podemos reprochar a las dos partes. También eran otros tiempos. Aunque para los nostálgicos de la República, no hayan cambiado tanto.
En los demás aspectos, opino que fue claramente preferible la victoria nacional, frente a lo que nos hubiéramos visto abocados de ganar los rojos. Sospecho que hubiera habido menos libertad aún, además de una peor situación social, política y económica. Hubiéramos sido un islote del Telón de Acero en Europa Occidental, con todo lo que ello implica. El alzamiento nacional lo evitó. Obviamente, no dio a luz un régimen idílico y maravilloso. Pero sí mejor que lo que hubiera sido la otra opción.

Pero es una opinión, como digo, particular y somera. No soy una autoridad ni un estudioso del tema para que sea otra cosa.

aspirante dijo...

Firmo tu último comentario dirigido a Soldado y Tellagorri, y añado para Soldado que la Falange fue un producto de su tiempo, hoy no tiene sentido.
Con el paso del tiempo se dará cuenta.

Javier Tellagorri dijo...

A los queno habeís vivido en el Franquismo os recuerdo que los de los LUCEROS y AMANECERES o camisas azules, eran una copia exacta ( en ideas y mentalidad) de los Camisas Negras de Musolini, es decir de los FASCISTAS, y de los Camisas Pardas de Hitler, es decir NAZIS.

Ni entonces ni ahora ni nunca necesita ninguna comunidad de personas estar gobernadas por nazis-fascistas-falangistas.

Y quien no sabe de que iban, mejor que se calle. Jamás admitiré, ni en teoría, a los TOTALITARISTAS.

Y la opción contraria no es más de lo mismo, es decir COMUNISMO. Las dos son igual deleznables y horribles como las muchas Inquisiciones habidas en la Historia.

inisfree dijo...

Draco, yo también soy un desencantado de los partidos políticos. He renunciado a encotrar uno que me represente fielmente y que no me decepcione. Pero seguiré votando. Eso lo tengo claro. Aunque vaya sin saber aún a quién. Aunque me plante delante de todas las papeletas y dude hasta el último momento entre A, B o C. Aunque sepa que me voy a equivocar.

¡Quién sabe! Cuando llegue el momento, igual os pido consejo.

Draco dijo...

El mío, de momento y si las cosas no cambian, es que si hace bueno te vayas a la playa :)

NOTA: Como no se donde estás ubicado y no se si tienes alguna cerca, te invito a que vengas por aquí y yo te acompaño y nos pegamos unos largos (el anterior lo he eliminado por culpa de una falta de ortografía).

Natalia Pastor dijo...

Es irreversible,Inisfree.
Los nacionalistas jamás van a a aceptar un recorte competencial y de transferencias y el resto de los virreinatos tampoco van a a tragar con ver mermados sus poderes.
Es una situación de difícil solución.

inisfree dijo...

Natalia, parece que el sentir pesimista es mayoritario.

Descorazonador, desde luego. Sin embargo, aún conservaré una pequeña esperanza.

Soldado Vikingo dijo...

Me hacen mucha gracia todas aquellas personas que van de tolerantes y defensoras de la libertad de expresión, pero que sin embargo luego van recortando los derechos como les da la gana, con la excusa de que es malo.
Cada vez que leo ese tipo de comentarios me acuerdo más de por que el nacionalsindicalismo es un movimiento destinado solo para unos pocos elegidos capacitados para comprenderlo.

Javier Tellagorri dijo...

Las libertades se consiguen con lucha y sacrificios contra los totalitarismos, y los libres admiten todo tipo de opiniones MENOS las de los totalitarios.

En España la guerra civil la ganaron los enemigos del totalitarismo comunista pero se encontraron con que les había llegado otro exactamente igual de totalitario.
Y los de los amaneceres que entonces tuvieron cargos o sus hijos se pasaron luego al partido socialista.
Y los que no saben nada de todo aquello vuelven con las fantochadas neonzazis (dentro van los actuales falangistas) a tratar de imponer un sistema ausente de libertades, bajo la excusa de que en un sistema de libertades hay que admitirlos. FALSO. Jamás hay que dar cancha a ningún totalitario.

Draco dijo...

Convendría distinguir entre "totalitario" y "autoritario".

Me parece que hay algunas diferencias bastante notables.

Maribeluca dijo...

Creo que Draco tiene razón en esa puntualización, yo personalmente me alegro de no haber formado parte del Telón de Acero, aunque es cierto que en los 60 la cosa había cambiado y mucho respecto a los primeros años tras la guerra..pero como bien dice innisfree, hay cosas que son producto de su tiempo y no tienen encaje en la actualidad...

Eva dijo...

Creo que el PP es el único partido que puede arrebatar el poder a los socialistas. No obstante, los populares no son la solución. Otro gallo cantaría si estuvieramos hablando del Partido Popular de Aznar, María San Gil, Regina Otaola y otros tantos que defienden unos valores. En el PP actual no hay sitio para ellos, por eso están abandonando el barco. Su dignidad está por encima de todo.

Posiblemente Mariano Rajoy llegue a la Moncloa, pero a costa de destruir los valores originales de su partido. Ha hecho un daño terrible a España porque ha acabado con la alternativa.

inisfree dijo...

Interesante la puntualización de Draco sobre "totalitario" y "autoritario".
De hecho, quizá España necesitaría un toque autoriario hoy en día.

inisfree dijo...

Eso reclamaba yo al final de la entrada. Una dirección popular más proclive a defender lo que sus bases ven claro. Y, lo ideal, que coincidiera con una dirección socialista que remara en la misma dirección.

Política ficción, Eva.